Terça-feira, 23 de Junho de 2009

Marrakech, la tierra imaginada

 

Hay lugares en el mundo donde es preciso ir al menos una vez, y otros que merecen ser vistos, olidos, tocados, saboreados unas cuantas más en una sola vida. Uno de estos mágicos lugares es Marrakech. Y es que hay pocos sitios en el planeta como esta urbanita y alocada ciudad marroquí.
Un vergel divino. Una tierra rojiza, chamuscada por un sol persistente. Un cielo azul cabalgando sobre las irregulares construcciones de barro rosado. Un canto de rezo y graznar de cigüellas. Un perfume fétido, una esencia a frutas divinas; un dulzor de dátil, una tentación de azahar... Hay lugares en el mundo donde es preciso ir al menos una vez; y otros que merecen ser vistos, olidos, tocados, saboreados unas cuantas más en una sola vida, uno de estos mágicos lugares es Marrakech.
Hay pocas ciudades en el mundo como esta urbanita y alocada ciudad marroquí. Cada día se transforma, tiñe su presente con los colores de la modernidad pero no olvida quién es y de dónde viene. Ese equilibrio desordenado atrapa. Es la magia del caos y así se traza una posible ruta, dejándose llevar por el instinto y la fortuna.
Dicen que Marrakech nació como casi todas las cosas en la vida, por azar. Dicen que los bereberes llegaron a ese lugar mágico con sus tiendas de campaña y el polvo del Atlas en sus sandalias, allí encontraron un lugar repleto de palmeras, «agua» -seguramente gritó alguien-; y el espejismo se convirtió en el sitio donde más tarde se pondrían los cimientos de la ciudad que es hoy. Sigue siendo un vergel, un inmenso palmeral que da sombra a las arenas del desierto.
De lo moderno a lo tradicional
Por eso, quizá, uno de los primeros lugares que hay que visitar sea precisamente ese, el palmeral. Esa zona está repleta de resorts, casas exclusivas y campos de golf, pero también hay lugares para pasear o para contratar un tour en camello por el edén terráqueo. En la zona de la Avenida Mohamed V, que lleva hasta la plaza de La Libertad y sigue subiendo por la zona nueva hasta la plaza del 18 de Noviembre, lo que encuentras son tiendas de ropa y bolsos de firmas internacionales, restaurantes fast-food y ese lado más moderno de Marrakech. Si se baja por la misma calle o paralelas se llega a la plaza donde se alza hermosísima la torre de la Koutoubia.
La Koutoubia es el hito que sirve como foco de orientación por Marrakech. Es la torre más alta de la ciudad, 70 metros, y además el monumento que más nos hará sentir como en casa. Ya que fue diseñada a imagen y semejanza de nuestra Giralda sevillana. Fue erigida por los almohades a finales del siglo XI y se la llamó koutoub, que significa libros, porque antiguamente en esa plazoleta donde se encuentra ponían sus puestecillos los libreros marroquíes. Es una pena que el alminar, una de las joyas de la arquitectura árabe, no esté abierto para los turistas porque seguramente desde allí debe de haber unas vistas maravillosas de la ciudad.
La Koutoubia se encuentra en la zona amurallada de Marrakech, en ese zoco viejo y fascinante que hace única a la ciudad. A partir de aquí comienza el laberinto de callejuelas, perfumes punzantes, voces entrecruzadas y vida... Vida en estado puro a la que hay que dejar que nos lleve donde desee y quiera. Así, guiados por el azar se pasa por pequeños locales de herreros, vendedores de tortas de pan -que suelen comer como aperitivo callejero-, tiendas de especias y esencias, localitos repletos de mil mejunjes curativos y especialistas en Argán, ese aceite de lujo único en Marrakech con el que se elabora untos para cocinar o cuidar la piel, incluso, sin darse cuenta, uno puede acabar en el bellísimo barrio judío.
El gran teatro del mundo
Pero el verdadero latir de Marrakech se siente en su gran plaza, Jemaa El Fna. Da igual la hora a la que se acuda, siempre impresiona. Es cierto que el cambio, la modernización de Marrakech se nota en esta emblemática plaza. Desde primera hora de la mañana se abren los puestos de zumeros. Lejos quedan ya esos exprimidores caseros, esos señores que sacaban el chiringuito de naranjas a la calle y ofrecía maravillosos zumos a precio risorio, ahora todo es más moderno. Pero a pesar de los cambios Jemaa El Fna sigue siendo ese gran teatro del mundo, ese escenario fastuoso que merece ser contemplado una y otro vez en cualquier momento. Ese lugar único e irrepetible.
Desde la plaza se accede al zoco. Y allí es donde uno se pierde entre las tiendas de ropa, de especias, de zapatos, de instrumentos... no hay ruta a seguir en el bazar más que el instinto. Hay un dicho en marruecos que dice que nunca aceptes el precio primero que te imponga el vendedor, hay que regatear, forma parte del arte de compra venta, incluso algunos se sienten ofendidos si no haces ese juego monetario. Pero las cosas también han cambiado en este zoco. Se podría decir que los vendedores ya pasan de regateos largos, muchos de ellos imponen su precio y no aceptan más discusión...
Para ver la verdadera esencia de la Jemaa El Fna hay que acudir a partir de las siete de la tarde. Es cuando toda la plaza se transforma en un gran restaurante. Decenas de puestecillos de comida con sus mesas de plástico invaden el lugar y todo se ve envuelto por los aromas del cordero braseado, el pescado a la plancha; enredado con el silbido de los flautines de los encantadores de serpientes se encuentran las voces de los vendedores, de las mujeres que llaman a las extranjeras para pintarles el cuerpo con genna, de los aguadores y de los hombres que danzan al son de los timbales en plena plaza... No hay lugar como éste y a esta hora. Quizá es aquí donde se permite a la imaginación soñar con mundos posibles o al raciocinio aseverar que el mundo está compuesto de gente de toda clase y condición.
Es en Jemaa El Fna donde se siente a Marrakech más que en ningún otro lugar, o quizá sí, quizá sí hay otro lugar en la ciudad y ése se descubre los días de descanso, cuando sale el sol y se acude a los jardines de La Menara. Bellísimo espacio donde lo que se disfruta es del silencio y la naturaleza, y lo que se descubre es ese rincón donde habita el cortejo y los besos a la sombra de las palmeras.
Cómo llegar
Dónde dormir
Dónde comer
Qué hacer
Datos útiles
Imprescindibles
 
Publicado em http://www.ocholeguas.com, blogue do jornal El Mundo
 
tópicos:
publicado por Carlos Palmeiro às 22:58
ligação do artigo | comentar | favorito

artigos recentes

Portugal Dakar Challenge,...

Africa Eco Race, Marrocos...

Dakar 2011, a grande aven...

Titan Desert MTB Marathon

Aventura Marrocos em BTT

Espírito Defender

Troca de máquina... de Te...

Em revisão: reconheciment...

Expedições em Marrocos, p...

Shamrock Rallye du Maroc ...

El Jadida... antiga posse...

Dakar Challenge, conheça ...

Música Gnawa, Marraquexe

Aventuras por Marrocos: V...

Portugal Dakar Challenge....

Expedições: Rotas do Al-A...

O melhor todo-o-terreno! ...

Crónicas de Marrocos, por...

Viagem ao Atlas, entre o ...

Tétouan

Opel Corsa

Treino em Marrocos para o...

Dakar 2010

Warming up continua...

Alojamento... a história ...

Parceiro de imprensa: O J...

Fotografia - Reconhecimen...

Escrita de Luz - Ponte de...

Warming up continua...

Africa Race 2010, rali ar...

Marraquexe

Começou o warming up para...

Marrakech, la tierra imag...

Marraquexe, Praça Djema E...

O roteiro de Miguel Sousa...

Marraquexe, memória da ci...

Marraquexe, Africana e Or...

Marraquexe, mestiça e cos...

A maneira tradicional de ...

Documentos a não esquecer...

Alojamento... grupo Xaluc...

Alojamento... Auberge du ...

Entrada em Marrocos: form...

A segurança em Marrocos

A cidade imperial de Fez

Aventura Marrocos... expe...

arquivo

Dezembro 2010

Agosto 2010

Fevereiro 2010

Janeiro 2010

Dezembro 2009

Setembro 2009

Julho 2009

Junho 2009

Maio 2009

tópicos

2010(1)

4x4(1)

abraço(1)

africa eco race(1)

africarace(3)

alojamento(3)

ami(1)

argentina(1)

atlas(1)

aventura(3)

aventura solidária(1)

berberes(1)

btt(3)

ceuta(1)

chile(2)

cidades de marrocos(1)

cidades imperiais(1)

coruche(2)

crónicas(1)

dakar(4)

dakar 2011(1)

dakar challenge(1)

defender(1)

desporto(2)

documentos(1)

dunas(2)

el jadida(1)

entrada em marrocos(1)

erfoud(2)

erg chebbi(2)

espanha(1)

eventos(1)

expedição btt(1)

expedições 4x4(2)

fez(1)

fotografia(3)

fronteira marrocos(1)

gastronomia(1)

gnawa(1)

hotéis(3)

humberto lopes(6)

imprensa(1)

land rover(1)

livro(1)

máquina(1)

maratona btt(1)

margarida martins(1)

marraquexe(9)

marrocos(28)

mauritânia(3)

mazagão(1)

mértola(1)

merturis(1)

mitsubishi(1)

mtb marathon(1)

música(1)

nelson castelão(1)

nissan(1)

nissan terrano(2)

o jornal de coruche(1)

opel(1)

opel corsa(1)

opel frontera(1)

os marafados do tt(1)

passeio(1)

poesia(1)

portugal dakar challenge(2)

portugal marrocos 2010(1)

portugal no mundo(1)

rali(3)

rali de marrocos(1)

recomendações(1)

roteiros(1)

saída de marrocos(1)

segurança(1)

senegal(3)

shamrock(1)

sítios(1)

solidariedade(2)

sul de marrocos(2)

tanger(1)

testes(1)

tétouan(1)

titan desert(2)

todo-o-terreno(4)

tradição(1)

viagens(1)

vídeos(5)

warming up(3)

todas as tags

ligações

pesquisar